¿Qué trámites hace una gestoría?

Si no comprendes algún documento o no te gusta hacer trámites burocráticos, deberás acudir a la gestoría para hacerlo todo de forma correcta. Para ello, aquí puedes ver todos los trámites que puedes realizar a través de una gestoría:

  • Creación de empresas: incluso la creación de tu empresa la puedes dejar en manos de la gestoría para pymes y autónomos, que te facilitará los trámites para crear una Sociedad Limitada o una Sociedad Anónima. Pero más allá del papeleo, el gestor te puede ayudar a la hora de elaborar los estudios de costas fiscales previos a la creación de tu empresa para elegir la fórmula más adecuada. Además puede contar con herramientas para la administración de la gestoría que simplifica su actividad.
  • Trámites fiscales: sin lugar a dudas, la gestión de la contabilidad es uno de los servicios estrella que ofrecen las gestorías. Se encargan de las retenciones a aplicar como el ORPF y su resumen anual, la declaración trimestral y anual del IVA, la declaración de la Renta, la gestión de posibles deducciones a las que puedas acogerte… todo esto se incluye entre los servicios fiscales del gestor.
  • Trámites laborales: el otro gran servicio que nos ofrece el gestor son los trámites laborales. Aquí se incluyen la previsión de gastos, tramitación de altas y bajas de empleados, contratos, despidos, etc. En resumen, todo lo relacionado con la vinculación entre la empresa y los trabajadores.
  • Tramitación de certificados: ya sea para la Seguridad Social, para tus trabajadores, certificados de empresa o de autónomos, el gestor se encargará de conseguirte cualquier certificado que necesitéis tú o tus trabajadores.
  • Normativa laboral y fiscal: un error muy habitual es mecanizar una serie de procesos que dependen de normativas que pueden cambiar de un momento a otro. Para evitarlo, desde los servicios de gestoría administrativa deberían informarte sobre los cambios en la legislación laboral y fiscal que puedan afectar a tu empresa.
  • Las subvenciones: si tu empresa puede acogerse a una subvención, deberías poner la solicitud en manos de la gestoría. Como hemos visto, ellos se encargarán de gestionar todo el papeleo y te conseguirán los certificados y documentos necesarios para completar la solicitud. De hecho, pedir una subvención es sinónimo de papeleo, un largo proceso en el que contar con su ayuda es de gran utilidad. Además, te alertará en caso de que la subvención entre en conflicto con otras ayudas o situaciones de tu empresa que tengan que adaptarse.
  • La gestión del negocio: tu gestor también puede ofrecerte soluciones para manejar mejor tu empresa, lo que incluye desde la gestión de nóminas al análisis fiscal, previsiones de impuestos, la comprobación de costes o los trámites administrativos ante cualquier entidad oficial, además de informarte sobre todos estos procesos.

 

Por David

Deja una respuesta